Inicio » Uncategorized » Toni Cantó y la explotación animal

Toni Cantó y la explotación animal

En una reciente intervención ante la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, el diputado Toni Cantó ha vuelto a defender el sufrimiento y la muerte de animales. Su intervención puede verse en este enlace: http://www.youtube.com/watch?v=kqxczpaZRMc

Hay quienes consideran que dicho discurso contrasta con las declaraciones que el propio Toni Cantó realizó negando el derecho a la vida de los animales (declaraciones que analicé en una entrada anterior: “Toni Cantó y el derecho a la vida de los animales“). Lo cierto es que, lejos de ser contrarias, ambas declaraciones sostienen el mismo discurso.A continuación voy a analizar las declaraciones realizadas por Cantó en su última intervención.

Nada más comenzar, afirma que la calidad de nuestra humanidad se mide por el trato que dispensamos a los seres vivos, y también “a todos los animales de los que nos servimos para alimentarnos, para experimentar o incluso simplemente para procurarnos compañía”. ¿Implica esta frase un respeto para los animales? En absoluto. Toni Cantó no considera que los animales merezcan un determinado trato por el hecho de ser individuos con la capacidad de sufrir y disfrutar, sino porque darles determinado trato mejora “la calidad de nuestra humanidad”. Al afirmar esto, supedita los intereses de los animales no humanos a lo que sea adecuado para los intereses de los humanos. Cantó considera que, si debemos respetar a los animales no es porque los animales lo merezcan, sino porque dicho respeto es positivo para nosotros los humanos.

Es más, en su frase Toni Cantó considera aceptable que usemos a los animales para alimentarnos, para experimentar y para procurarnos compañía. De esta manera, se muestra partidaria de actividades como la ganadería, la pesca, la experimentación animal y la compraventa de animales domesticados (“mascotas”), pese a que todas estas actividades provocan el sufrimiento y la muerte de animales.

A continuación, Cantó realiza de nueva una defensa de todas estas actividades, que no considera cuestionables desde un punto de vista moral.

Resulta igualmente de interés lo que afirma a partir del minuto 1:03: “Hay que mantener un adecuado equilibrio entre proteger el bienestar de estos animales y potenciar, o al menos no frenar, la competitividad de nuestra industria agroalimentaria”.

Es decir, que para Toni Cantó dicho “bienestar” no debe frenar la competividad de la industria agroalimentaria española. Como vemos claramente, él no es partidario de reconocer derechos a los animales, sino que sencillamente desea que se cumplan unos ciertos estándares de “bienestar animal”, y ello siempre que no produzca perjuicios económicos a ganaderos, pescadores, etc.

Esta actitud contrasta con la posición mantenida por Toni Cantó con respecto a los humanos, quienes sí considera que deben tener reconocido un derecho a la vida, y ello aunque dicho reconocimiento suponga un perjuicio económico a determinadas industrias. La posición de Toni Cantó es, por tanto, especista, lo cual supone una discriminación arbitraria e injustificada.

La confusión que existe al respecto del discurso de Toni Cantó se debe a que hay quienes consideran que es aceptable matar y hacer sufrir a los animales siempre que se cumplan determinados estándares de “bienestar animal”, y que esto supone dar derechos a los animales. Pero lo cierto es que los derechos de los animales (si entendemos este concepto en un sentido equivalente al de derechos humanos) no pueden consistir en que se mate a los animales en determinadas condiciones.

Si consideramos que los animales tienen derechos, debemos vivir de manera coherente con esta idea. Y ello supone dejar de demandar la muerte y el sufrimiento de los animales, lo cual pasa por no consumir alimentos de origen animal. Sabemos que una alimentación vegana, sin alimentos de origen animal, es saludable en cualquier momento de la vida. Puesto que podemos tener una buena salud sustituyendo nuestros alimentos por otros que no provocan el sufrimiento y la muerte de animales, está claro qué debemos hacer si consideramos que los animales tienen derechos.

Hay que señalar, por otra parte, que la posición de Toni Cantó y de su partido no es extraña entre los partidos parlamentarios. Todos los partidos políticos con representación parlamentaria, incluyendo aquellos que se presentan en ocasiones a sí mismos como defensores de los animales, sin serlo en realidad (ICV, Izquierda Unida, BNG, Chunta Aragonesista, Compromís-Equo…), se muestran contrarios a que se reconozcan derechos a los animales. Todos ellos consideran, al igual que Toni Cantó, que es aceptable matar y hacer sufrir a los animales siempre que se cumplan determinadas condiciones. La diferencia entre dichos partidos es simplemente las condiciones que consideran que se deben cumplir. Por ello, la defensa de los animales no pasa y no puede pasar por apoyar a los partidos políticos que actualmente tienen representación parlamentaria.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: